VISÍTANOS

Calle 19 No. 75,

San Pedro de los Pinos,

CP. 03800, CDMX

Lunes - Viernes: 10:00 - 18:00

Sábado: 10:00 - 14:00

COMUNIDAD

  • Grey Facebook Icon
  • Grey Instagram Icon
  • Grey YouTube Icon

Escríbenos a hola@fundasida.mx

LLÁMANOS

+52 5515 7913

+52 5273 8741

Agenda citas

Teléfono de emergencia

Aviso de privacidad

¿Es el PrEP la panacea del VIH?

 

 

La profilaxis preexposición para VIH (PrEP) es hoy en día una estrategia de prevención que gana terreno y ocupa un lugar importante en la agenda de la respuesta al VIH por la sociedad civil, los gobiernos y la comunidad internacional. El PrEP consiste en formular tratamiento antirretroviral compuesto por emtricitabina y tenofovir a personas que no viven con VIH pero que tienen alta posibilidad de adquirir la infección.

Las investigaciones que se han hecho a nivel mundial sobre el PrEP se vienen realizando desde el 2007. La primera investigación ‘iPrex’ que se llevó a cabo en  seis países evidenció en el 2010 que el uso del PrEP redujo el riesgo de la infección de VIH en la población de hombres que tienen sexo con hombres y en mujeres transgénero. Desde el 2012 hasta el 2017, Estados Unidos y varios países Europeos realizaron nuevos estudios para aprobar y ofrecer el PrEP en sus sistemas de salud. Aunque ésta es una estrategia que sin duda tiene un alto beneficio para reducir las cifras anuales de nuevos casos de personas diagnosticadas con VIH alrededor del mundo. Dentro de estos estudios también se ha señalado que el PrEP no sustituye otras estrategias de prevención y solo sirve para prevenir la infección por VIH.

Desde el 2018 el Sistema Nacional de Salud Mexicano realizan investigaciones para aprobar el PrEP. Si bien ya se ha dado a personas que no viven con VIH en el marco de los estudios que se adelantan para su aprobación, también fuera de estas investigaciones se puede adquirir comprándolo en farmacias para quienes pueden costearlo.

En caso de aprobarse el PrEP en México me surgen las siguientes preguntas: ¿cómo la industria farmacéutica va a liderar la respuesta al VIH desde la lógica mercantil del PrEP? El juego de las patentes y del mercado perjudica el acceso universal de los medicamentos por sus costos, ya que los ingresos deben ser altos para que las farmacéuticas consideren rentable realizar nuevos estudios, más aún en enfermedades de alto costo como el VIH. Reglas del juego del mercado capitalista que seguiremos jugando ya que los precios y costos los establece la misma industria farmacéutica, dificultando que algunos países (más aquéllos países donde no existe una estricta regulación que beneficie y garantice la salud como derecho) no puedan acceder a tratamientos de última generación y dependan de la “solidaridad” de la comunidad internacional.

¿Cómo el gobierno mexicano va a garantizar el acceso al PrEP de forma universal cuando hay desabasto de medicamentos? ¿Cómo cerciorarse que las personas que no viven con VIH tengan una buena adherencia al PrEP si éste es uno de los grandes problemas que tiene la salud pública en la respuesta al VIH a nivel nacional?

Además de los costos y la posible falta de adherencia ¿Cómo el Sistema Nacional de Salud Mexicano va a actuar ante las otras Infecciones de Transmisión Sexual (ITS)? Ya lo han demostrado otros estudios relacionados con el PrEP en Estado Unidos, España y Australia que evidencian que las personas que consumen el PrEP disminuyen su percepción del riesgo de adquirir el VIH, permitiendo que tengan prácticas sexuales que aumentan la posibilidad de adquirir otras infecciones.

Otra pregunta que me surge es ¿en qué medida el PrEP afecta o beneficia la larga lucha que hemos liderado las personas que vivimos con VIH para eliminar el estigma de la infección? Si bien, en la mayoría de las aplicaciones de contacto gay permiten que los usuarios informen su estado serológico, lugar donde también se puede decir si las personas están tomando el tratamiento como prevención, ya he conocido varias personas que viven con VIH y especialmente que han sido recientemente diagnosticadas, y por miedo a la discriminación prefieran decir que se toman su tratamiento antirretroviral como profilaxis antes que manifestar su diagnóstico. Lo que evidencia que aún persiste el miedo de asumir públicamente vivir con VIH.

Es respetable en tanto cada quien tiene derecho a la privacidad del mismo para evitar cualquier tipo de violencia. Pero como siempre he dicho, asumir el VIH es como salir del closet. Y las personas deberían tener la posibilidad de hacer público su diagnóstico sin tener ningún temor a ser violentados.

 

 

Comparte en Facebook
Comparte en Twitter
Like!
Please reload

Noticias destacadas

¿Es el PrEP la panacea del VIH?

June 25, 2019

1/2
Please reload

Lo más reciente

December 1, 2018

November 8, 2018

Please reload